¿Confiaríais en una app para gestionar vuestro cáncer de mama o acompañaros durante la enfermedad? Un estudio publicado recientemente en Journal of Medical Informatics muestra que un 80% de las aplicaciones móviles para el cáncer de mama no tienen una base científica. El estudio, A biopsy of breast cancer applications, realizado por varios investigadores en salud digital, analiza 599 apps en inglés (aunque se encontraron 1.473 en la Apple y la Google stores) y obtiene varias conclusiones:

  • Desde 2009 hay un crecimiento estable del número de apps de cáncer de mama

  • La mayoría de apps las han realizado startups o emprendedores individuales (muchas de ellas sin asesoramiento médico)

  • Un 80% de las apps no incluyen referencias y fuentes sobre el contenido

  • Una de cada diez apps promueve terapias alternativas

Luis Fernández Luque, investigador en el Qatar Computing Research y empresario en el sector de las apps de salud con su empresa Salumedia es uno de los autores del estudio. “Hay muchas aplicaciones, pero muy pocas destinadas al apoyo en el día a día del paciente y aún menos que hayan probado su eficacia. En cáncer de pulmón si que hay aplicaciones móviles que demostrado ser efectivas clinícamente (como MoovCare)”. Con todo, asegura Luis, hay apps que aportan información y educación. “Esas pueden apoyar mucho a las pacientes y familiares que se quieren informar. Por ejemplo, la aplicación Contigo aporta experiencia de pacientes”.

Luis Fernández Luque, investigador en el uso de las nuevas tecnologías en salud.

Luque y su equipo trabajan en el proyecto de investigación Catchitn www.catchitn.eu, en donde estudian cómo usar aplicaciones móviles para ayudar en rehabilitación y apoyo psico-oncológico.

Xemio, una app nacida de la experiencia personal

Otra aplicación interesante es Xemio, creada por la ex-paciente de cáncer de mama y emprendedora Imma Grau. Durante su tratamiento, Imma experimentó angustia y preocupación por los efectos secundarios de la quimioterapia y decidió crear una app para ayudar a las mujeres en esta situación. “Quería hacer algo por las mujeres con cáncer de mama, nos explicaba Imma en una entrevista que le hicimos poco después de superar el cáncer.

Imma Grau, en el centro, con las representantes de las apps ganadoras del ranking Top20 Apps en salud.

En Xemio, al introduciendo los efectos secundarios del tratamiento, la mujer puede saber el grado de gravedad de los síntomas: si es un efecto habitual o si es necesario acudir al médico. La app se lanzará este año en modo piloto para pacientes del distrito de l’Eixample de Barcelona, en coordinación con el Hospital Clínic. Comunicadora y especialista en salud digital, Imma creó la Fundación Isys, que realiza proyectos de salud en internet y que año tras años analiza aplicaciones de salud y las clasifica en un ranking en base a su calidad, utilidad y seguridad. La Fundación anunció las apps ganadoras en una jornada sobre salud móvil celebrada el mes pasado en Barcelona. 

Un ámbito sin regulación

La verdad es que el ámbito de las apps de salud no está regulado y cualquiera puede diseñar una app para pacientes y ponerla a disposición del público. Aunque sí existen varias iniciativas de certificación, como la que realizan la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía, que promueve el distintivo App Saludable, o la Fundación TIC Salut, que certifica apps y las pone a disposición de pacientes y médicos en un portal. A nivel europeo, existe una guía con recomendaciones a tener en cuenta, pero no hay legislación alguna que obligue a los creadores de apps a cumplir con unos parámetros determinados. A nivel internacional hay varias iniciativas que analizan apps, como myhealthapps, en la que los pacientes prueban y evalúan apps, y iMedical Apps, en la que son los médicos quienes opinan sobre aplicaciones.

¿Cómo escoger una app de salud?

Si queremos escoger una app que nos ayude a gestionar nuestro cáncer de mama u otra enfermedad, debemos tener en cuenta varios factores: que podamos identificar al autor de la app; que tenga referencias sobre dónde se ha extraído el contenido; que haya contado con asesores médicos, y que sea fácil de usar. El número de descargas también puede darnos una idea de su utilidad (a más descargas, más número de pacientes que las utilizan).

App Xemio

Luis Luque asegura que “cada paciente es un mundo”, por lo que no se pueden recomendar apps. “Una paciente con un nivel alto de ansiedad debe buscar aplicaciones que tengan red social de apoo, a ser posible con profesionales. Una paciente que haya tenido cirugía probablemente necesite una app de rehabilitación (...). Lo ideal sería que cada paciente tuviera un aplicación a su medida, que se adapte a sus necesidades e intereses.”

Recuerde que las opiniones expresadas en Patient Power no son necesariamente las de nuestros patrocinadores, colaboradores, partners o las de Patient Power. Nuestros contenidos no son un substituto de la atención médica ni de su propio médico. El mejor cuidado se lo proporcionarán los profesionales médicos.